La esquila de guanacos en La Payunia se realiza habitualmente en octubre de cada año y es conocida como “uso en silvestría”. En esta ocasión incluyó una inspección por parte del equipo de Fauna de la Dirección de Recursos Naturales, para regular los procedimientos que realizan los pobladores. En este primer arreo de guanacos silvestres se capturaron 54 ejemplares, los cuales fueron esquilados y luego liberados sin ningún daño e inconveniente.

Para la actividad de arreo –que implica la captura sin daño de tropillas de guanacos– se emplean cerca de 10 trabajadores expertos en el comportamiento del animal autóctono.

En la esquila trabajan cerca de 15 operarios más, un veterinario e investigadores que toman muestras. En esta primera tanda se esquilaron 54 guanacos en un tiempo promedio de 6,37 minutos por animal.